Belleza: Diferencias entre productos fotosensibles y fotosensibilizantes.

diferencias entre productos fotosensibles y fotosensibilizantes

Es importante conocer la diferencia para entender cómo funciona un cosmético en la piel

Son palabras de sonido similar, pero, a la hora de la verdad, su significado es completamente diferente y es importante conocer la diferencia entre cada uno de ellos, puesto que son motivo de preocupaciones bastante comunes vinculadas a las diferentes rutinas de skincare ya que, de confusiones con estos términos suelen venir las famosas creencias de que el retinol no se puede usar por el día aludiendo a que puede producir irritaciones, por poner uno de los ejemplos más representativos.

Principios fotosensibles.

Los principios fotosensibles son aquellos que, cuando el sol incide en ellos, pierden su eficacia o su composición se altera de alguna u otra forma. “Esto ocurre, sobre todo, con la mayoría de los derivados de la vitamina A. Es el motivo por el que recomendamos siempre aplicar el retinol por la noche. No es que por la mañana no se pueda aplicar, es que sería inútil hacerlo porque echaríamos a perder todos los beneficios que dicho principio activo puede aportar a la piel ya que se desactiva con la luz solar”, comenta Elisabeth San Gregorio, directora técnica de Medik8. A ello, Raquel González, directora de educación de Perricone MD, añade que: “también es común que ocurra con versiones poco estables de vitamina C, como el ácido ascórbico puro. En ellas, la incidencia del sol puede producir una oxidación que provoque la sensación de tener más puntos negros, por ejemplo. No obstante, las firmas más responsables en cosmética utilizan ya formas estables de vitamina C con las que esto no sucede, como son el tetraexildecil ascorbato y el ácido ascórbico etilado”.

Un ejemplo de producto con retinol de noche es Night Ritual Vitamin A de Medik8, una crema con 0,2% de retinol para mejorar el ciclo de regeneración de la piel. 57€ en Medik8.es.

Como propuesta de fórmula estable de vitamina C que no se oxida ante el sol, está CCC + Ferulic Brightening Complex de Perricone MD, que funciona con un 20% de vitamina C de tres ripos, todos ellos altamente estables. 154,50€ en Perriconemd.es.

¿Y qué son los principios fotosensibilizantes?

Por su parte, los principios fotosensibilizantes no implican una alteración de la fórmula del producto, sino un posible efecto secundario en la piel. Bella Hurtado, responsable técnica de Boutijour, comenta que: “los principios activos fotosensibilizantes suelen producir rojeces o comprometer la barrera hidrolipídica, haciendo que la piel esté mucho más sensible a la radiación solar y favoreciendo la aparición de lesiones dermatológicas”. Por su parte, Estefanía Nieto, directora técnica de la firma cosmética Omorovicza, opina que: “suele ocurrir con productos que ofrecen acción exfoliante, los que están pensados para renovar la piel de forma intensiva o con aquellos que requieren un período de adaptación. Claros ejemplos son los productos ricos en alfa, beta o polihidroxiácidos (AHAs, BHAs y PHAs) o lo retinoides que, si bien en sí no son fotosensibilizantes, pueden irritar la piel al inicio del tratamiento, por eso no se recomienda una exposición al sol en este período que se conoce como retinización de la piel y que puede durar alrededor de un mes”.

Acid Fix de Omorovicza es uno de esos productos que pueden sensibilizar la piel y que requieren de cuidado durante la mañana siguiente, siendo necesaria una continua aplicación de SPF. Es un suero que se aplica cada 3 días, aproximadamente, y es altamente rico en ácidos exfoliantes para renovar la piel, eliminar células muertas y mejorar su luminosidad.

Entonces, retinoides y sol: ¿sí o no?

La respuesta es clara, sí, pero con matices. Si bien el retinol no es fotosensibilizante, se usará siempre de noche para que no pierda eficacia y, aparte, hay que entender que, puesto que puede irritar al inicio de su uso, no es buena una sobreexposición al sol en el período de retinización. “Conviene acostumbrar a la piel al retinol durante los meses de invierno para poder mantenerlos en verano, cuando la piel esté acostumbrada a él. Lo que no es recomendable es empezar a usar el retinol en los meses estivales, puesto que ese período en el que la piel está más sensible no será positivo sobre exponerla a la radiación UVA y UVB”, añade la experta de Medik8, Elisabeth San Gregorio.

Conviene usar SPF cuando se usan productos fotosensibilizantes

No hay duda de que sí, aunque no solo cuando se apliquen productos fotosensibilizantes, ricos en activos como el ácido glicólico, sino siempre. “Debemos aplicar siempre protección solar ya que una piel en condiciones óptimas también se ve afectada por los rayos solares. Ahora bien, esa protección deberá ser más alta y constante si la noche anterior se ha pasado por un proceso de exfoliación, por ejemplo, ya que la piel estará más sensible, debiendo incluso evitarse exposiciones prolongadas durante la siguiente jornada”, concluye Raquel González, de Perricone MD.

¿Si se tiene la piel irritada?

Si se tiene la piel irritada y hay miedo de que el sol pueda producir algún daño en la piel, además de acudir al SPF de manera preventiva, se podrá tratar la rojez con diferentes principios calmantes. Por ejemplo, la mascarilla Lotus Water Calming Mask de Boutijour puede ser un buen aliado. Está enriquecida con grandes agentes para bajar la posible inflamación, como el extracto de loto o la centella asiática.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario