Home » Artículos » Dispositivos Smart Home, la clave para ahorrar en la factura de la luz
Home » Artículos » Dispositivos Smart Home, la clave para ahorrar en la factura de la luz

Dispositivos Smart Home, la clave para ahorrar en la factura de la luz

El temporal Filomena y la drástica caída de las temperaturas han provocado nevadas durante varios días gran parte de la península y un encarecimiento del precio de la luz: se ha disparado un 27% en este arranque de 2021. Además, somos uno de los países europeos que más pagamos en la factura de la luz: el recibo para un usuario medio ha aumentado un 61,3% en los últimos 15 años, encareciéndose en más de 320 euros la factura anual, según datos de FACUA.

Hay múltiples estrategias que todos podemos llevar a cabo para bajar este gasto tan elevado. Una de ellas es introducir dispositivos Smart Home en nuestro hogar, que, aunque inicialmente se diseñaron para facilitarnos la vida, también se pueden utilizar para ahorrar dinero. Según cifras de CEDOM, la domótica permite un uso eficiente de la energía consiguiendo ahorros anuales en la factura energética de hasta un 30%.

SPC, apuesta por el ahorro de electricidad a través de sus productos IoT para contribuir a reducir el importe de las facturas. Por ello, la marca recopila algunos consejos y aplicaciones básicas sobre cómo optimizar el consumo de electricidad y sus beneficios para la economía personal y familiar.

Controlar la temperatura del hogar de manera inteligente

A menudo gastamos más calefacción de la que realmente necesitamos porque con los métodos tradicionales resulta más complicado fijar continuamente la temperatura más adecuada. Este es uno de los factores que más acaba encareciendo la factura de forma innecesaria, pero puedes ponerle remedio de manera sencilla con productos Smart Home para que cada zona de tu hogar tenga siempre la temperatura apropiada, y no más. Según los expertos, la temperatura no debería superar los 21 grados durante el día, y los 18 mientras dormimos.

El uso de termostatos inteligentes permite controlar de forma inalámbrica la temperatura de la vivienda: los usuarios podrán enfrentar los cambios de temperatura con la máxima comodidad y sin la preocupación de encontrarse al final del mes con una vertiginosa factura de luz o de gas. Hay algunas referencias, como SPC HESTIA, que cuenta con 4 modos de funcionamiento y la opción de programación por horas. Además, como es posible monitorizar la temperatura desde cualquier lugar con el smartphone, es posible ajustar la temperatura a distancia. De esta manera, la calefacción se encenderá justo antes de que el usuario regrese a casa, ahorrando toda la energía posible. También incorpora la función de geolocalización, creando una automatización para que la calefacción se ajuste a una determinada temperatura cuando se encuentran cerca de la vivienda.

Otra opción es instalar válvulas inteligentes en las diferentes habitaciones de la vivienda, que facilitan el control específico de los radiadores de cada estancia de la casa. Su instalación es rápida y sencilla y permiten decidir la temperatura habitación por habitación: es posible ajustar de la manera más eficiente posible las necesidades exactas de temperatura o apagar la calefacción de aquellos espacios que apenas tienen uso. Incluso es posible aprovechar la geolocalización en el móvil para que la calefacción se active de manera gradual a medida que te vas acercando a la casa.

Rebaja la factura de luz cambiando a bombillas LED

Si todavía tienes bombillas incandescentes, cambiar a LED supone un ahorro de hasta un 75% y una duración de hasta 25 veces más. Según una equivalencia elaborada por la OCU, una bombilla LED de 3W es equivalente a una lámpara halógena de aproximadamente 25W. Los últimos modelos son totalmente eficientes: una bombilla LED tiene una vida útil de hasta 50.000 horas, lo que supondría hasta 30 años encendiéndola unas 4 horas diarias; y permiten ahorrar, de media, unos 6 euros al año en la factura de la luz. Y todavía pueden ofrecer más beneficios: aunque la inversión sea ligeramente más costosa, las LED inteligentes pueden hacer que ese dichoso pago mensual a las eléctricas sea menos doloroso.

Las bombillas inteligentes permiten que sea mucho más fácil tener las luces encendidas solo cuando hace falta, ya que puedes controlarlas de forma muy sencilla con el móvil, incluso con comandos de voz mediante los asistentes Amazon Alexa y Google Home. De esta manera puedes apagar las luces con solo pedirlo por voz, lo cual permite un control más sencillo y eficaz. También es posible automatizarlas para eliminar un problema común: dejarnos las luces encendidas en habitaciones que no estamos usando, con el consumo eléctrico innecesario que ello supone. Según Endesa, la iluminación representa un 20% del gasto energético en la mayoría de hogares españoles.

Además, estas bombillas pueden programarse fácilmente para que se enciendan y apaguen en los momentos del día que elijas, y también puedes atenuarlas para ajustar el nivel de iluminación que necesites y así no gastar más luz de la necesaria.

Enchufes smart para los aparatos que consumen grandes cantidades de electricidad

Electrodomésticos y aparatos electrónicos siempre están consumiendo energía: se estima que en stand by o modo en espera el consumo se sitúe en torno al 5% o 10% del total que puede hacer un dispositivo a lo largo de un año. Los enchufes inteligentes son los otros grandes aliados a la hora de reducir el consumo en la factura de la luz. Permiten automatizar estos aparatos y evitar que se queden en reposo, o apagarlos automáticamente al salir de casa o al irse a dormir. De esta forma, el consumo en espera se eliminaría hasta el punto de ahorrar de 9 euros al año —con una cadena de música— a 6 euros al año —en consolas de videojuegos—, según cifras de la OCU (Organización de Consumidores y Usuarios).

SPC dispone de una variedad de soluciones, como SPC CLEVER PLUG USB, SPC CLEVER PLUG DUAL o SPC CLEVER PLUG MINI. A través de su aplicación SPC IoT verás la energía que está gastando cada uno de los aparatos conectados a uno de estos enchufes, para así comprobar hasta qué punto está encareciendo la factura cada uno de ellos. Y por supuesto, puedes encenderlos y apagarlos a distancia siempre que quieras a través del móvil, lo cual te brinda amplias posibilidades de ahorro energético.

Revisar que no dejamos puertas ni ventanas abiertas

Dejarse las puertas y las ventanas abiertas también provoca que la factura se encarezca, ya que entra más frío y el consumo en calefacción aumenta para compensarlo. En el caso de las puertas interiores, también puede tener el efecto de que una habitación no retenga el calor de forma tan eficiente como desearíamos, ya que se divide entre otras estancias en las que no es tan necesario.

Los sensores para puertas y ventanas, como SPC SMART SENSOR SET ofrece una manera sencilla de controlar que las puertas y ventanas de tu casa estén siempre como desees. Este set incluye sensores que puedes instalar con mucha facilidad, para recibir notificaciones en el móvil siempre que se abra y cierre una puerta o ventana. Además de ser un producto muy útil para vigilar la seguridad de tu hogar, también sirve para establecer un control sobre el uso eficiente de la calefacción. Incluso si no estás en casa, podrás comprobar desde el móvil que tus familiares no derrochan energía dejando las puertas y ventanas abiertas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

También te puede interesar…

BasqueCatalanDutchEnglishFrenchGalicianGermanItalianPortugueseRussianSpanish