Jardines verticales y muros verdes preservados.

jardin vertical preservado

En muchas ocasiones, la instalación de un Jardín Natural Vertical plantea grandes inconvenientes como son; el alto coste de instalación, el consumo y evacuación de agua, la reposición de plantas y el mantenimiento posterior, en estos casos, existe una alternativa: los jardines verticales preservados.

La idea de contar con un jardín vertical es muy atractiva pero no siempre es posible realizarlo con plantas vivas, en ese momento podemos escoger entre el plástico y los llamados Jardines verdes preservados, que en lugar de estar formados por plantas de plástico, se crean con plantas liofilizadas (un tratamiento que sustituye la sabia de la planta por un líquido que mantiene su tamaño, color, forma y textura pero que elimina la obligación de mantener o reponer las plantas durante mucho tiempo)

La verdad es que la diferencia entre ambas opciones es abismal sobretodo en el acabado final, mucho más realista en el caso de los Jardines verdes preservados ya que no dejan de ser plantas reales.

Contar con un jardín vertical artificial en muchas ocasiones es una de las propuestas más adecuadas para desarrollar un espacio natural de gran belleza estética, tanto en el hogar, centros de trabajo o restaurantes o como decoración en cualquier evento. Cualquier espacio se puede transformar en un jardín vertical. No solo al aire libre, sino también en interiores.

Es una opción cada vez más utilizada por decoradores e interioristas para desarrollar proyectos que quieran dar un aspecto natural y acogedor al entorno. El resultado a nivel estético, visual y paisajístico es totalmente real, integrando de forma natural la vegetación en la arquitectura.

Beneficios de los jardines verticales preservados

No hay que preocuparse por posibles plantas muertas, ya sea por plagas, condiciones climáticas adversas, falta o exceso de riego u otros factores. El muro vegetal permanece verde todo el año y proporciona un aspecto natural SIEMPRE, sin perder en ningún momento su belleza y encanto, en cuanto a su ornamentación.

La principal ventaja es que ofrece un aspecto 100% natural y sin requerir ningún tipo de mantenimiento ya que no consumen agua ni necesitan sustrato. También se comporta como aislante térmico y acústico y no atrae insectos.

Otra de sus propiedades radica en que las personas alérgicas a las plantas naturales pueden, en todo momento, acercarse, sin ningún riesgo para su salud porque son completamente sanas. Con un mantenimiento completo, ya que estas plantas no requieren luz.

En cuanto al diseño, hay cientos de opciones, creando combinaciones personalizadas.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario